¡Salgan a comprar todo! Se aproxima el sosiego del COVID-19

Desabastecimiento a causa del coronavirus COVID-19

Todos deben salir a comprar y es urgente. Lo primero que debe comprarse son revistas de epidemiología, algunos diarios serios y muchos libros de economía e historia, no estaría de más, también, algún libro de estadística por ahí; pues, ha quedado nuevamente demostrado que este… el gran país de la poco lectura, el país del medio libro al año per capita, el país en el que los institutos superiores regalan títulos técnicos solo por pagar y a veces ni asistir; este país, ha demostrado que la ignorancia es fabulosa para las industrias y comercios, ha demostrado nuevamente ser un país, lamentablemente, lleno de gente ignorante, egoísta y descontrolados timoratos.

El peruano no solo lee: mentiras completas, verdades a media y mitos sin fundamento en las redes sociales; sino que además, actúa por miedo y sin pensar en las consecuencias. No existe diferencia entre un hombre de la edad media que le temía a la oscuridad y al rayo, se inventaba dioses para explicar fenómenos naturales y un peruano del siglo XXI.

¿Para qué abastecerse durante una pandemia?

Para no hacerla larga, resumiré así las cosas:

  • No tiene ningún sentido salir a comprar víveres durante una pandemia, porque la pandemia es una propagación de una enfermedad por varios países, esta no afecta a las fabricas ni recursos naturales. En pocas palabras el COVID-19 no infectará al arroz, ni los frijoles, ni la papa, ni a las vacas, ni gallinas y mucho menos a los árboles, de cuya corteza se hacen los papeles como el papel higiénico. Este comportamiento tiene más sentido durante un cataclismo, pues se destruyen fabricas y carreteras dejando aisladas ciudades enteras y se espera desabastecimiento de alimentos y agua.
  • Salir a comprar de manera compulsiva y desmesurada solo eleva los precios. La curva de demanda es directamente proporcional, si la demanda sube, el precio sube. No voy a detenerme a dar clases de economía; sin embargo, es una teoría básica, si todo mundo sale a comprar y los productos se agotan el precio se dispara. Actualmente el un paquete de “papel higiénico” que hace dos o tres días costaba S/13, ahora cuesta S/17.
  • Sí habrá desabastecimiento, pero gracias a la profecía autocumplida y no al coronavirus COVID-19. Esta es otra teoría económica y la explicare como para un niño de 7 años.

Profecía autocumplida

Si mañana sale alguien a decir que “un banco equis” va a quebrar, todos los pobladores (llenos de pánico) acudirán a retirar su dinero, dejando al banco sin capital para hacer negocios lo que ocasionará la quiebra de un banco que esa mañana no tenía ninguna posibilidad de quiebra. La profecía autocumplida funcionará de esta forma: Todos los ignorantes que le temen a los mitos salieron a comprar todo lo que pudieron de los supermercados lo que ha generado un alza en los precios y un desabastecimiento de estos comercios; y, ya que la industria no ha sufrido ningún impacto negativo estos bienes de consumo (arroz, papel higiénico, leche, papel higiénico, jabón de manos, papel higiénico, agua y más papel higiénico) podrían ser “fácilmente” repuestos en pocos días, sin embargo no será así, pues los dueños de las industrias al ver el desabastecimiento elevarán los precios causando que los comercios compren, pero escondan los productos para empujar más la curva de demanda hasta que el precio se eleve más y recién entonces comenzar a vender.

Son solo negocios

Son solo negocios, los industriales dirán: “venderé mas caro por que no hay productos”, los comerciantes dirán: “como compré caro, esconderé los productos y cuando el precio esté lo suficientemente alto empezaré a vender”. Esta situación es una profecía autocumplida; una turba de irracionales pensó que habrá desabastecimiento, causando un desabastecimiento “artificial” y un alza en los precios. Luego estos genios dirán “que bueno que me abastecí antes”, cuando fueron ellos los que empujaron las fuerzas del mercado a esta situación en desmedro del “prójimo”.

Lo que debemos saber del coronavirus COVID-19

Debemos saber que el coronavirus COVID-19 es una enfermedad con un muy bajo índice de mortalidad. La tasa de mortalidad promedio observada en los casos de China es del 2% mientras que la OMS declara que la tasa de mortalidad del coronavirus COVID-19 es del 1% o inferior, puesto que fuera de China la tasa “observada” fue del 0.7%, así que el coronavirus COVID-19 es letal dependiendo de factores externos como la edad y alimentación de las personas, generalmente las victimas fatales del coronavirus COVID-19 son ancianos y personas con un bajo nivel de nutrición, problemas cardiovasculares y otras enfermedades preexistentes.

Según la Asociación de Médicos de Sanidad Exterior de España, el Dengue tiene una tasa de mortalidad del 2.5% de los casos mientras que según la OMS el índice de mortalidad del COVID-19 es del 0.7% estamos viendo que la tasa de mortalidad del coronavirus COVID-19 es menor a los que estamos acostumbrados a este país sin mencionar la cantidad tan pequeña de casos confirmados. Hay que saber que en todo el mundo hay casos que gente que nunca fue a un hospital y simplemente se sanaron.

Lo cierto es que, como vivimos en un país con índices mas graves de analfabetismo que de coronavirus COVID-19 se puede entender ese comportamiento de querer buscar la seguridad en el consumo excesivo. Las autoridades peruanas han hecho ben en tratar de controlar el avance suspendiendo las labores de los estudiantes de colegios y ahora de universidades e institutos.

No era necesario comprar tanto papel higiénico para sentirse seguros por un brote de una enfermedad que es tan letal como la gripe y menos letal que el dengue con el que vivimos cada año en Perú. Bastaba con darnos cuenta que no leyó o no entendió el título de esta columna. Sosiego es un estado de tranquilidad y calma.

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público.